20201025115835-img-20201017-095418-631.jpg

Reflexiones y taquicardias

 

Las dos primeras presentaciones de este último libro, Reflexiones y taquicardias, editado por La equilibrista editorial, han sido de las mejores que he realizado desde que empecé a tener algo de soltura frente al público. En ambas y estando en época de restricciones, control de aforos y de distancia social, ha estado la magia presente, volando alrededor de la asistencia, la escucha activa, la interacción y las muestras de cariño y simpatía, han sido de lo más gratificante. 

Un poeta como yo, que no tiene tierra propia o que así lo siento. Porque mis paisanos extremeños me tienen medio vetado en sus movidas culturales - y mis otros amigos insulares me consideran, - aún hoy en día, después de pasar allí casi toda mi vida- un poco foraster, aunque cada vez menos, también he de reconocerlo. 

Bien, no estamos para entrar en este debate que ya he comentado alguna vez, estoy de celebración, de estreno, de gran satisfacción con lo conseguido, sea compartido por algunos o no. La realidad es la que es y yo, siempre me he llevado mal con la hipocresía y la falta de memoria y de empatía. 

Lo que nos anula a veces somos nosotros y, otras, lo intentan los demás. Pero aquí no llega, una cosa es verlo claro y otra que me quite el sueño. 

No, queridos amigos y compañeros, no. 

Un abrazo y gracias. 

Comentarios  Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.